jueves, 17 de octubre de 2013

Encuentro con la presidenta de la Junta



La presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, ha mantenido un encuentro con el comité de empresa de El Correo de Andalucía, que ha tenido la oportunidad de trasladarle su preocupación por la situación que atraviesa la empresa, que afecta a sus 53 trabajadores y al futuro del periódico. Díaz, que se interesó por aspectos concretos de la situación que atravesamos, ha trasladado su apoyo a los trabajadores y su respaldo ante las peticiones que realiza la plantilla. 

Éste es el texto que se le ha trasladado:



EN DEFENSA DE EL CORREO DE ANDALUCÍA

El Correo de Andalucía, decano de la prensa de Sevilla, cumple 115 años en una situación crítica. La falta de compromiso de la empresa hacia un proyecto editorial referente en Sevilla y en Andalucía está teniendo consecuencias muy serias. La huelga de firmas que mantenemos desde hace dos semanas para reclamar el pago de los salarios es sólo una muestra de la gravedad de una situación en la que toda la sociedad debería sentirse implicada, consciente del papel que juegan los medios informativos en la defensa de la democracia.

La plantilla, que sigue realizando su trabajo con profesionalidad, lleva acumulados desde 2010 sacrificios económicos como rebajas de sueldo, un ERE, un ERTE y despidos que han reducido la plantilla a la mitad en cuatro años. Sin embargo, ve cómo sus esfuerzos caen en saco roto ya que la empresa ni siquiera se responsabiliza del pago de los salarios. A esto se ha unido el descabezamiento del periódico tras la marcha del director dejando el puesto vacante.

En esta tesitura, ni la empresa ni el Grupo Gallardo, propietario del diario, ponen siquiera fecha para atajar la situación, sin afectarles las protestas de la plantilla ni las llamadas de atención que están recibiendo desde sectores que sí exigen la defensa de una voz editorial clave en la historia de la provincia, la ciudad y la región.

La plantilla sigue confiando en la viabilidad de este proyecto. Pero ésta no puede pasar por la precarización y los despidos como solución a todos los problemas, persistente error de los últimos años que ha permitido el deterioro de la calidad del diario, del prestigio acumulado en un siglo de vida y, por supuesto, de las condiciones laborales de sus trabajadores. 

Lo que el futuro de El Correo de Andalucía precisa es un compromiso, una apuesta empresarial clara y decidida por esta cabecera, que la sitúe en el nuevo siglo y que permita el desarrollo de una voz informativa imprescindible. Que impulse sin reparos el papel vigilante de los derechos y libertades que debe cumplir el periódico y su servicio a la sociedad.

En esta tarea, los trabajadores de El Correo de Andalucía pedimos el respaldo de la sociedad de la que el periódico forma parte, sabedores de que no es sólo nuestro puesto de trabajo lo que está en juego, sino también un depositario del Estado de Derecho.

Sevilla, 17 de octubre de 2013

No hay comentarios:

Publicar un comentario